La Fenetilina o Captagon, La Cocaína de los Pobres

El captagon es el nombre comercial de un estimulante sintético antes legal que denomina hoy a una anfetamina ilícita, convertida en una de las drogas más consumidas en Oriente Medio.

La fenetilina se identificó como captagon por primera vez tras haber sido sintetizada por la empresa alemana Chemiewerk Homburg en 1961.
 

 
 
El medicamento fue luego patentado y vendido para un tratamiento contra el trastorno de la atención, la hiperactividad y también contra la narcolepsia y, en menor medida, la depresión.

Pese a limitados casos de abuso, el captagon fue registrado como sustancia psicotrópica por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

 
Aunque las pastillas de captagon son a menudo ingeridas, pero también pueden ser trituradas y aspiradas por la nariz.

Es Popular entre Mujeres, Estudiantes y Choferes

La anfetamina estimula algunas actividades cerebrales, que pueden provocar una mayor atención, mayor confianza en sí mismo, al mismo tiempo que disminuye el apetito y la somnolencia.
 

 
 
Este tipo de efectos hicieron popular a la droga entre los estudiantes que deben prepararse para exámenes. También lo usan los choferes de taxi con dos empleos. E incluso profesionales de alto nivel que deben estar concentrados durante largas horas.

Arabia Saudita es el principal mercado de esta droga y la juventud dorada la consume para resistir toda la noche y las mujeres para perder peso.

 
El captagon es además menos objeto de tabú que la cocaína o inclusive el alcohol en los países musulmanes del Golfo.

De acuerdo con la investigación de AFP, el consumo a largo plazo de la fenetilina puede causar efectos secundarios. Estos consisten en depresión profunda, la irritabilidad, una visión borrosa y problemas cardiovasculares, entre otros.

Fentanilo en la mayoría de las Pastillas
 

 
 
Sin embargo, entre los millones de pastillas producidas hoy en laboratorios ilegales en Siria y Líbano, son escasas las que contienen fenetilina, pues la fórmula del captagon se ha vuelto muy variable.

La mayoría de las pastillas contienen anfetamina, pero también productos adulterantes como el paracetamol, la cafeína, la quinina o diversas substancias anestésicas, todas potencialmente nocivas.

 
El abuso de anfetamina puede causar lesiones nerviosas. Así como problemas musculares y cardiacos, mientras que la variedad de elementos para cortarla presentes en las pastillas pueden ser también peligrosos.

El captagon a veces se vende triturado, pero casi siempre en forma de pastillas, empacadas en bolsas de 200. Diferentes logos aparecieron en las bolsas, ya sea el de Lexus, el más difundido en los últimos años, de Range Rover, Lacoste y en algunos casos una luna creciente y una estrella o inclusive una cruz gamada
 
Versión

Una droga con un poderoso efecto de estimulante, altamente adictiva y muy riesgosa para la salud se está apoderando de varias personas en Medio Oriente, siendo conocida como captagon.
 
 
En el siguiente texto te revelamos qué es el captagon, cuáles son efectos y riesgos, así como las naciones donde más se han registrado un alto consumo.
 
¿Qué es y cómo surgió el captagon?
 
El captagon es el viejo nombre comercial de un estimulante sintético antes legal que denomina hoy a una anfetamina ilícita, convertida en una de las drogas más consumidas en Oriente Medio. Inicialmente, el captagon es uno de los nombres bajo los que se comercializó la fenetilina por primera vez tras haber sido sintetizada por la empresa alemana Chemiewerk Homburg en 1961.
 
El medicamento fue luego patentado y vendido en el marco de un tratamiento contra el trastorno de la atención, la hiperactividad y también contra la narcolepsia y, en menor medida, la depresión. Pese a limitados casos de abuso, el captagon fue registrado como sustancia psicotrópica por la Organización Mundial de la Salud (OMS).
 
 
En 1986, era prohibido en la mayor parte de los países, pero entre tanto la fenetilina se volvió tan codiciada en la península arábica que empezó a ser producida ilegalmente, principalmente en la exYugoslavia y en Bulgaria. Esta substancia está estrechamente relacionada con la metanfetamina, otro estimulante sintético más poderoso, del que se pueden hallar a veces rastros en el captagon.
 
¿Dónde y quiénes son los consumidores del captagon?
 
En la actualidad el captagon, conocido por ser utilizado entre los yihadistas del Estado islámico, es fabricado principalmente en Siria y Líbano con una producción anual total de centenares de millones de pastillas.
 
 
 
 
Según expertos en estupefacientes, el Estado sirio tiene un papel central en el tráfico de esta sustancia en las zonas controladas por el régimen de Bashar al Asad.
 
Sin embargo, el ministerio sirio del Interior afirmó que los responsables son los narcotraficantes y grupos "terroristas" que aprovechan su "control en las zonas fronterizas".
 
 
¿Cómo se utiliza el captagon?
 
Las pastillas de captagon son a menudo ingeridas, pero también pueden ser trituradas y aspiradas por la nariz.
 
La anfetamina estimula algunas actividades cerebrales, que pueden provocar una mayor atención, mayor confianza en sí mismo, al mismo tiempo que disminuye el apetito y la somnolencia.
 
Esta polivalencia convirtió a esta droga muy popular entre los estudiantes que deben prepararse para exámenes, los choferes de taxi con dos empleos o profesionales de alto nivel que deben estar concentrados durante largas horas.
 
Arabia Saudita es el principal mercado de esta droga y la juventud dorada la consume para resistir toda la noche y las mujeres para perder peso. El captagon es además menos objeto de tabú que la cocaína o inclusive el alcohol en los países musulmanes del Golfo.
 
 
¿Qué efectos secundarios tiene el captagon?
 
El consumo a largo plazo de la fenetilina causa efectos secundarios como la depresión profunda, irritabilidad, una visión borrosa y problemas cardiovasculares, entre otros.
 
Sin embargo, entre los millones de pastillas producidas hoy en laboratorios ilegales en Siria y Líbano, son escasas las que contienen fenetilina, pues la fórmula del captagon se ha vuelto muy variable.
 
La mayoría de las pastillas contienen anfetamina, pero también productos adulterantes como el paracetamol, la cafeína, la quinina o diversas substancias anestésicas, todas potencialmente nocivas.
 
El abuso de anfetamina puede causar lesiones nerviosas así como problemas musculares y cardiacos, mientras que la variedad de elementos para cortarla presentes en las pastillas pueden ser también peligrosos.
 
 
¿Cómo venden el captagon?
 
En los decomisos se reconoce por las dos C imbricadas visibles en cada pastilla, lo que permiten diferenciar al captagon, cuya fórmula es cambiante, de otras drogas.
 
Este mismo logo le valió al captagon ser apodado en árabe "Abou al-Hilalain" o "padre de dos lunas crecientes".
 
Las píldoras de mejor calidad, destinadas a la exportación hacia el Golfo, son blancas, pero las pastillas también pueden ser de color amarillo, beige, o rosado. 
 
El captagon a veces se vende triturado, pero casi siempre en forma de pastillas, empacadas en bolsas de 200. Diferentes logos aparecieron en las bolsas, ya sea el de Lexus - el más difundido en los últimos años -, de Range Rover, Lacoste y en algunos casos una luna creciente y una estrella o inclusive una cruz gamada. 
 



¡ CONTENIDO RELACIONADO!

0 comentarios :

Publicar un comentario

Archivo del blog