#Urique El Chueco Tras el Asesinato se Llevó los 3 Cuerpos y a los Turistas

Urique, Chih.- Los sacerdotes jesuitas Javier Campos Morales y Joaquín César Mora Salazar -de aproximadamente 80 años de edad, ambos-, fueron asesinados, alrededor de las 18:00 horas del 20 de junio del 2022, al interior de una iglesia ubicada en la comunidad de Cerocahui, en el municipio de Urique, en el estado de Chihuahua, según lo confirmó la Provincia Mexicana de la Compañía de Jesús.

“Los jesuitas de México, con profundo dolor, denunciamos el homicidio de nuestros hermanos Javier Campos Morales, S.J. y Joaquín César Mora Salazar, S.J. Condenamos estos hechos violentos, exigimos justicia y la recuperación de los cuerpos de nuestros hermanos que fueron sustraídos del templo por personas armadas. También demandamos que de forma inmediata se adopten todas las medidas de protección para salvaguardar la vida de nuestros hermanos jesuitas, religiosas, laicos y de toda la comunidad de Cerocahui”, informó la congregación, a través de un comunicado, publicado en su cuenta de la red social Twitter.
 

 
 
La Compañía de Jesús aseguró que hechos como estos no son aislados, ya que, según dijo, la Sierra Tarahumara enfrenta condiciones de violencia y olvido que no han sido revertidas. “Todos los días hombres y mujeres son privados arbitrariamente de la vida, como hoy fueron asesinados nuestros hermanos. Los jesuitas de México no callaremos ante la realidad que lacera a toda la sociedad.

 
Seguiremos presentes y trabajando por la misión de justicia, reconciliación y paz, a través de nuestras obras pastorales, educativas y sociales”, agregó.

Durante su conferencia de prensa matutina, llevada a cabo en el Salón Tesorería del Palacio Nacional, el presidente Andrés Manuel López Obrador informó que el asesinato ocurrió luego que un hombre perseguido por un sujeto armado se resguardó dentro del templo, pero el agresor lo atacó al igual que a los dos sacerdotes que se encontraban en el lugar.

“La información que tenemos hasta ahora, hasta las 5 de la mañana, es que entraron a la iglesia de Urique, persiguiendo a una persona, lo asesinaron, salieron los sacerdotes y al parecer ellos también fueron asesinados. Urique está en la sierra de Chihuahua, de Creel hacia adelante, por Témoris, es una zona de presencia de crimen organizado, parece que ya se tiene información de los responsables”, indicó.

Según lo informó la Fiscalía General del Estado (FGE) de Chihuahua, la muerte de los dos sacerdotes se registró cuando prestaban auxilio a un hombre que había sido agredido a disparos y se refugió en la iglesia, donde irrumpieron hombres armados, quienes también dispararon contra los representantes de la iglesia y el hombre, que finalmente murió.


Por su parte, el Gobierno de Chihuahua emitió un comunicado condenando la muerte de los clérigos y aseguró que se actuara con toda la fuerza del Estado para dar con los responsables, además de que se activaron los mecanismos de coordinación con la Secretaría de la Defensa Nacional (SEDENA) y la Guardia Nacional, para realizar operativos en la zona del ataque armado.

El sacerdote jesuita Marco Hernán Quezada García, confirmó en entrevista con el periodista Ciro Gómez Leyva, en Radio Fórmula, que los religiosos fueron víctimas secundarias de un ataque dirigido a un individuo, que también fue asesinado en las inmediaciones del templo, y que los cuerpos fueron extraídos del lugar.

 
“Un grupo armado se llevó los cuerpos del hombre que asesinaron y de Javier y Joaquín”, informó el religioso, quien también destacó que las víctimas eran personas de aproximadamente 80 años de edad, con toda una vida de compromiso dedicada a la comunidad Cerocahui, ubicada en el municipio de Urique, al surponiente de Chihuahua, cerca de la frontera con Sonora, en la Sierra Tarahumara, región a la que arribaron los jesuitas desde el principio de la evangelización.

Levantaron a turistas que presenciaron asesinato de Jesuitas; todos desaparecidos

Urique, Chih.- Un grupo de turistas que observaron el asesinato de los sacerdotes jesuitas en la iglesia de Cercahui, Urique, fueron “levantados” también por los sicarios al mando de Noriel Portillo “El Chueco”, lugarteniente del cártel de Sinaloa.

 
La Fiscalía General del Estado (FGE) mantiene el caso en secreto para no alarmar más a la ciudadanía, ya que el hecho trascendió a nivel internacional por tratarse de afectada La Compañía de Jesús, cuyos miembros son comúnmente conocidos como jesuitas, presentes en 127 países.

En redes sociales, familiares de los turistas y el guía piden auxilio a las autoridades para encontrar sanos y salvos a los afectados, así como la recuperación de los cuerpos de los sacerdotes jesuitas Javier Campos Morales, de 78 años, y Joaquín Mora, de 80.

Ambos fueron asesinados ayer lunes al interior de la iglesia de la comunidad de Cerocahui, en la sierra Tarahumara (Chihuahua), la cual se encuentra frente al hotel donde se hospedaban los turistas.

El reporte indica que hombres armados irrumpieron en el templo a balazos y asesinaron a los dos sacerdotes y un civil. Posterior, se dirigieron al Hotel Misión Cerocahui de Hoteles Balderrama, y “levantaron” a los turistas, junto al guía.

 
Los criminales arrojaron los cuerpos de los sacerdotes y los turistas a una camioneta y se encuentran desaparecidos.

El principal sospechoso es un líder criminal de la zona, José Noriel Portillo, alias El Chueco. La región vive asediada por el control del crimen organizado de las tierras y los bosques, con miles de desplazados a punta de fusil, y la impunidad absoluta que sufre no solo esta zona marginal y pobre del norte de México.

El Chueco mató a los sacerdotes y a un civil en Iglesia, además de llevarse los cuerpos.

Urique, Chih.- Uno de los narcos más buscados en la Sierra, José Noel Portillo Gil, alias “El Chueco”, ahora es perseguido por darles muerte a dos sacerdotes al interior de una iglesia en Urique, y esconder sus cadáveres.

 
Desde hace cuatro años, las autoridades mexicanas y estadounidenses buscan al líder criminal por varios crímenes, entre ellos el turista Patrick Braxton- Andrews.

Según información de la Fiscalía General del Estado, ayer lunes 20, alrededor de las 18:00 horas, se recibió un reporte que indicaba que dos sacerdotes fueron asesinados tras intentar proteger a una persona que era perseguida por ‘El Chueco’ y sus sicarios, y que también fue baleado y asesinado.

Tras los hechos sangrientos ocurridos al interior de la iglesia de Cerocahui, localizada en las Barrancas del Cobre de la sierra chihuahuense. ‘El Chueco’, robó los cuerpos de dos sacerdotes.
 
El Dato: 
 
La persona asesinada junto con los 2 sacerdotes jesuitas en Cerocahui, Chihuahua era el guía de turistas Pedro Eliodoro Palma quien trató de refugiarse en la iglesia hasta donde fue alcanzado por el sicario. Se llevaron los cuerpos de los tres, hay además 4 personas desaparecidas
 
 

¡ CONTENIDO RELACIONADO!

1 comentario :

  1. Que dolor causa éstas notícias. Sacerdotes que dedicaron su vida al servicio de las comunidades más Pobles, asesinatos vilmente junto a demás víctimas. Espero que se traguen sus insultos las feministas que se dedican a enlodar la vestimenta sacerdotal.

    ResponderBorrar

Archivo del blog