Descargue el Expediente del Caso Salvador Cienfuegos

La Fiscalía General de la República da a conocer por este medio la versión pública del expediente completo, con las salvedades que impone la ley, y que fue diligenciado en México, culminando con una determinación de no ejercicio de la acción penal.

Como corresponde en un estado de derecho y con la convicción de consolidar la transparencia y la justicia, con independencia de la información que ya se ha hecho pública, la Fiscalía General de la República da a conocer por este medio la versión pública del expediente completo, con las salvedades que impone la ley, y que fue diligenciado en México, culminando con una determinación de no ejercicio de la acción penal.

 
 
 
Antecedente

El expediente que la Agencia Antidrogas de EU entregó a la Fiscalía General de la República en relación al general Salvador Cienfuegos al que acusaba, entre otras cosas por delincuencia organizada, cuenta con una recopilación de mensajes extraídos de teléfonos móviles, mismos que fueron desestimados por la Fiscalía al concluir que el ex Secretario de la Defensa Nacional no poseía ni usaba el tipo de teléfono de donde provenían tales mensajes.

 
“También es de referirse que los mensajes interceptados o extraídos de aparatos telefónicos por parte de autoridades estadounidenses habían sido realizados desde teléfonos BlackBerry ya que sólo esos aparatos pueden permitir el sistema de comunicación comúnmente conocido como PIN y en el caso resulta que no hay dato de prueba alguno que permite establecer que haya tenido y utilizado aparatos de esa naturaleza y marca como lo informó la propia Secretaría de la Defensa Nacional”, dice el documento de la FGR.

Añade también: “súmese a lo anterior que aún y cuando la autoridad estadounidense dijo haber iniciado su investigación en 2013 y pudo interceptar comunicaciones, extraer información de aparatos telefónicos por un período comprendido de 2015 a 2017 y no obstante que dentro de los investigados están un Secretario de la Defensa Nacional en funciones nunca puso en conocimiento en su término tales hechos de la autoridad mexicana, pues de haberlo hecho podría haberse solicitado con éxito la información a las concesionarias mexicanas de telefonía celular y no ahora cuando hace información no es factible de obtener por los lapsos de tiempo limitado en que las concesionarias deben conforme la ley conservar ese tipo de información tal y como se desprende de los informes que rindieron esta autoridad en el curso de la investigación”.


En otro apartado la FGR destaca la incongruencia entre las diferentes señas que entre los delincuentes H2 y H9 dan sobre su “protector”, El Padrino de cargo militar. El H-9 se refiere a un sujeto chaparrito y güero que se pone colorado cuando se enoja. “De ningún modo puede, alguien que lo conozca personalmente puede decir que sea de baja estatura y de tez blanca, señala el expediente probablemente refiriéndose al general Salvador Cienfuegos, cuyo nombre aparece testado.

Nuevamente, con relación a los mensajes la Fiscalía argumenta en su investigación que “el léxico que se atribuye a su puesto (…) dista mucho de la forma de expresión de una persona preparada como quien independientemente del alto cargo que desempeñó, secretario de la Defensa Nacional en la época de los hechos ha tenido una alta preparación académica incluso de nivel Maestría lo que vuelve inverosímil que se expresará en los términos en que aparecen los mensajes que supuestamente emitió.

“Obvia decir que la actitud servil que aparece mantener ante integrantes de un grupo delictivo cómo al que pertenecían (…) respectivamente hacen igualmente dudar por entero que fuera (….) mantenía relación con ese grupúsculo delictivo”, se expone en el documento público.


¡ CONTENIDO RELACIONADO!

0 comentarios :

Publicar un comentario

Archivo del blog