Dijo Saber donde Estan los 43 de Ayotzinapa -VIDEO-

A través de redes sociales, salió a la luz un video, en el que se muestra la tortura de la que es objeto uno de los detenidos por el caso de los 43 estudiantes desaparecidos en Ayotzinapa, Guerrero.

Carlos N, detenido el 22 de octubre de 2014, en Iguala por agentes de la policía ministerial y elementos de la Marina, es el hombre al que se muestra durante un interrogatorio.

En la grabación se aprecia que detrás del detenido hay una persona con uniforme de la Policía Ministerial, quien en sus manos, trae una bolsa de plástico que, posteriormente coloca en la cabeza del sujeto.

Carlos declara que entre “12 o 13” estudiantes habrían sido entregados a ministeriales en el Tomatal, que es la entrada y salida a Chilpancingo y, finalmente fueron llevados a unas casas en Mezcala.

"A esas casas obviamente has ido tú. ¿Si nos puedes acompañar para decir dónde están las casas?", preguntan los uniformados.

Se ha confirmado que el hombres que realiza el interrogatorio es Carlos Gómez Arrieta, en ese entonces, encargado de la Policía Federal Ministerial. Gómez Arrieta se desempeñaba actualmente como subsecretario de Seguridad Pública del Estado de Michoacán.

“Los Peques” los agresores de normalistas

Los conocen como Los Peques, las autoridades federales los ubican como una pandilla al servicio del grupo delictivo Guerreros Unidos, que mantienen el control del narcomenudeo en la zona de Iguala donde policías municipales y sicarios atacaron y se llevaron a 43 normalistas de Ayotzinapa durante la noche del viernes 26 y la madrugada del sábado 27 de septiembre.

Informes oficiales consultados por proceso.com indican que este grupo de sicarios salió de la ciudad de Iguala con el respaldo de autoridades de los tres niveles y del Ejército, y se refugiaron en la comunidad de Carrizalillo, municipio de Eduardo Neri, donde permanecen escondidos desde hace dos semanas cuando al menos 100 delincuentes se posesionaron del poblado.

Reportes oficiales consultados por este medio señalan que los hermanos Víctor El Oso; Mateo El Gordo y Salvador El Chava Benítez Palacios, propietarios del autolavado Los Peques, ubicado sobre la calle Juan N. Álvarez, participaron junto policías municipales en el ataque y detención de normalistas.

Los informes refieren que esta pandilla está al servicio de los hermanos Ángel, Adrián y Sidronio Casarrubias Salgado, hermanos de Mario Casarrubias, el fundador del grupo delictivo Guerreros Unidos, afincado en Mérida, Querétaro, Iguala y Estado de México.

Mario Casarrubias, oriundo de Teloloapan, fue detenido a mediados de este año y de acuerdo al comisionado de Seguridad Nacional, Monte Alejandro Rubido García, el control de la organización fue asumido por Salomón Pineda Villa El Molón, cuñado del alcalde perredista de Iguala, que se encuentra prófugo, José Luis Abarca Velázquez.

Pineda Villa fue detenido esta semana tras la masacre y desaparición de normalistas de Ayotzinapa.

A pesar de que las autoridades federales tienen conocimiento de que sicarios al servicio del fundador de Guerreros Unidos se refugiaron en Carrizalillo, hasta el momento no han realizado ninguna rotación en esta zona que se localiza en el denominado “Cinturón de oro” de la región centro de la entidad donde se encuentra afincada la empresa minera Gold Corp, resguardada por militares y policías federales.

 
La pandilla de Los Peques es señalada por testigos como los responsables de la agresión en contra de normalistas de Ayotzinapa, donde fueron asesinados dos estudiantes, tras un ataque inicial realizado por policías municipales de Iguala.

En ese momento, sicarios y policías municipales se llevaron por la fuerza a decenas de normalistas, quienes hasta el momento siguen desparecidos, refieren los informes oficiales.
2 Noviembre, 2015
 
Pobladores indican que normalistas desaparecidos fueron trasladados a Carrizalillo

Habitantes de Carrizalillo confirmaron que al menos un centenar de sicarios al servicio del grupo delictivo Guerreros Unidos se refugió en ese poblado tras la masacre y desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa, tal como lo informó proceso.com.mx el 11 de octubre de 2014 en la nota titulada Señalan a pandilleros de “Los Peques” como agresores de normalistas.

Los habitantes del lugar también denunciaron públicamente la existencia de fosas clandestinas: señalaron que tienen indicios de que los normalistas desaparecidos fueron trasladados a esta comunidad, donde se encuentra asentada la minera canadiense Gold Corp.

Encabezados por el comisario ejidal Ricardo López García, hicieron un llamado a los padres de los 43 estudiantes para que viajen a Carrizalillo y busquen ahí a su hijos.

El viernes 31 de octubre, vecinos de la comunidad aseguraron a medios locales que tienen indicios de que los normalistas habrían sido trasladados a ese lugar, luego de la cacería desatada en Iguala la noche del 26 y la madrugada del 27 de septiembre.

Señalaron que en las primeras horas del 27, al menos una treintena de hombres armados procedentes de Iguala arribó a Carrizalillo a bordo de varias camionetas.

Afirmaron que los sujetos son miembros de la banda Los Peques, señalada como el brazo armado de Guerreros Unidos, y que habrían sido protegidos por la familia Peña Celso, que se refugió en Iguala después de que varios de sus integrantes fueron asesinados.

De acuerdo con los denunciantes, en esa ocasión llegaron al lugar varias retroexcavadoras, y una gran cantidad de arena destinada para una obra pública “simplemente desapareció”.

Las declaraciones se dan a conocer luego de que la semana pasada pobladores de Carrizalillo retuvieron a nueve agentes federales y un civil identificado como Modesto Onofre Peña Celso, presunto miembro del grupo delictivo Guerreros Unidos, quienes pretendían llevarse al comisario ejidal Ricardo López.

La comunidad, ubicada sobre la rivera del río Balsas, en el llamado ‘Cinturón de oro, ha padecido la confrontación entre sicarios al servicio de la banda Los Rojos y Guerreros Unidos, que buscan hacerse del control de la ruta de trasiego de drogas y las millonarias ganancias que obtienen a través del cobro de piso a la empresa minera Gold Corp.

Según los pobladores de Carrizalillo, durante la retención de los federales y de Modesto Onofre Peña Celso, este habría confesado que en varios cerros existen fosas clandestinas que fueron utilizadas por los miembros de Guerreros Unidos para desaparecer a sus víctimas.

Incluso dijeron que ellos mismos acudieron a un punto y encontraron restos humanos, motivo por el cual lanzaron un llamado a los padres de los 43 normalistas para que busquen ahí a sus hijos.

El 11 de octubre de 2014, proceso.com.mx dio a conocer, con base en un reporte federal, que un grupo de sicarios al servicio de Guerreros Unidos se había refugiado en Carrizalillo con la protección de autoridades de los tres niveles de gobierno y del Ejército, luego de ocurrida la masacre y desaparición de los estudiantes de la Escuela Normal Rural “Isidro Burgos” de Ayotzinapa
 
Loading...
¡ CONTENIDO RELACIONADO!
Loading...

0 comentarios :

Publicar un comentario

Archivo del blog