Investiguen a mi sobrino; exige el Ex Gobernador Ángel Aguirre

El exgobernador Ángel Aguirre Rivero se deslindó de su sobrino Igor Aguirre Vázquez, propietario de la empresa Silimpa y encargado de la seguridad del Parque Industrial El Ocotito, luego de que policías comunitarios denunciaron que estas instalaciones estratégicas del gobierno estatal, son utilizadas como paso de combustible presuntamente robado bajo resguardo de personas armadas.

También, el exmandatario pidió que las autoridades investiguen el caso del huachicol que se comercializa de forma irregular en el valle de El Ocotito y el resto de la entidad para deslindar responsabilidades y procesar a los implicados.

En contraste, el gobernador Héctor Astudillo Flores minimizó el tema de la venta irregular de gasolina presuntamente robada en Guerrero y deslindó al dueño de la empresa Silimpa, Igor Aguirre Vázquez.

El sobrino de Aguirre, ha sido beneficiado por la administración astudillista desde 2015 con la adjudicación directa de contratos de los que el gobierno estatal se ha negado a revelar montos y procedimientos legales.

Por su parte, el exgobernador Ángel Aguirre fijó su postura sobre la detención de cuatro personas y el decomiso de 14 mil litros de gasolina presuntamente robada que involucra a la planta de Pemex en Acapulco, empresas de transporte contratadas por la paraestatal y la compañía Silimpia que resguarda el parque industrial El Ocotito.
 
 
“Me deslindo de cualquier vínculo comercial o empresarial con el señor Igor Aguirre, quien ciertamente es mi sobrino, pero de ser cierto el señalamiento, él deberá asumir su responsabilidad”, indicó el exmandatario y remató:

“Y exijo a las autoridades una amplia investigación sobre el supuesto robo de huachicol no sólo en El Ocotito y en otros municipios de Guerrero para que se castigue a quienes tengan alguna responsabilidad”, expresó Aguirre.

durante la administración de exgobernador Ángel Aguirre, su sobrino se desempeñó como director administrativo de la Promotora y Administradora de Playas de Acapulco, y en marzo de 2012 fue denunciado por el director del organismo público autónomo en ese entonces, Rogelio Hernández Cruz, por haber desviado tres millones de pesos.

Aguire Vázquez fue separado del cargo por su tío y posteriormente, el inculpado reapareció públicamente en un acto de campaña del actual gobernador Héctor Astudillo como “un joven empresario” que dejó el PRD para apoyar al PRI.

Incluso, en ese entonces Igor Aguirre refrendó su apoyo a Astudillo posando en fotos con Ricardo Astudillo Calvo, el hijo menor del mandatario quien ha sido acusado de realizar negocios al amparo del poder.
 
 
A pesar de la denuncia por presuntos actos de corrupción, Astudillo convirtió la empresa de Aguirre en uno de los principales proveedores de servicios del gobierno estatal, mientras las autoridades mantienen en la opacidad la cantidad y monto de los contratos que le han otorgado a Silimpia, que ofrece servicios de limpieza, fumigación, seguridad privada y renta de camionetas blindadas.

En octubre de 2016, Apro publicó el reportaje titulado “Astudillo, un año de violencia e impunidad en Guerrero” en el que se informó de los beneficios otorgados por el gobierno de Astudillo al sobrino de Aguirre Rivero mediante la adjudicación de contratos.
Loading...
¡ CONTENIDO RELACIONADO!
Loading...

0 comentarios :

Publicar un comentario

Archivo del blog